Hepatitis: consejos para evitar su contagio
Califica esta publicación

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la hepatitis es una de las mayores amenazas actuales en cuanto a virus se refiere. Y es que se calcula que más de 400 millones de personas tienen hepatitis viral crónica en todo el mundo, y que cerca de 1 millón de personas muere cada año a causa de esta enfermedad

La Hepatitis viral es una afección que se presenta debido a un virus que, al infectar las células hepáticas, provoca la inflamación del hígado. Existen cinco tipos de virus de la hepatitis, y cada uno es designado con  las letras del alfabeto A, B, C, D y E, respectivamente.

Aunque los síntomas que provoca la infección son parecidos, la evolución, el pronóstico y el tratamiento varían significativamente en cada tipo. Las hepatitis A y E son causadas mayormente por la ingestión de agua o alimentos contaminados. Mientras que las hepatitis B, C y D son producidas por el contacto con líquidos corporales infectados.

Los síntomas más comunes de la hepatitis incluyen piel y ojos amarillos, inflamación o dolor de estómago, debilidad de los músculos, dolor de las coyunturas, salpullidos o artritis, nausea o vómitos, orine oscuro, pérdida de apetito, fiebre, y cansancio.

Con el propósito de informar sobre cómo prevenir esta enfermedad, hoy queremos traerte unos cuantos consejos, que puedes adoptar en tu vida diaria, para evitar el contagio del virus de la Hepatitis:

  • Siempre lava tus manos cuidadosamente antes de preparar y servir alimentos, y después de usar el baño.
  • Evita el consumo de agua y alimentos impuros.
  • Procura no compartir objetos personales como cuchillas de afeitar, cortaúñas o cepillos de dientes.
  • En las clínicas y hospitales, exige jeringas nuevas y nunca compartas agujas.
  • Utiliza preservativos durante las relaciones sexuales.
  • Al viajar a otras locaciones, bebe solo agua embotellada.
  • Asegúrate de que cualquier tatuaje o perforación en tu cuerpo se haga con instrumentos limpios, así como los instrumentos de odontología y otros que necesitan esterilización específica.

Tip: Existen vacunas para proteger contra la infección de la hepatitis A y B. Asegúrate de que tú y tus familiares cuenten con ellas. Estas suelen hacerse en los primeros meses de vida.

 

 

Vía: Eme de Mujer

Déjanos un comentario