5 picaduras molestas que no puedes ignorar
Califica esta publicación

Las picaduras no son divertidas, pero a veces, además de ser molestas, podrían ser señal de algo mucho más grave. Pero ahí entra la cuestión, ¿a partir de cuándo esas picaduras pueden volverse, de molestia, a una preocupación médica?

Chinches: Las picaduras de chinche son más molestas que una preocupación médica, pero eso no quiere decir que debas ignorarlas. Además de dar una comezón increíble, una infestación de chinches en tu colchón podría mantenerte despierta y causar problemas de sueño. Estas picaduras son muy similares a las de un mosquito, pero usualmente se reúnen en forma de línea, en la espalda, estómago y piernas. Puedes aliviar la irritación con alguna crema o algún antihistamínico, pero el verdadero problema es sacar esas chinches de la casa.

Avejas y avispas: Las picaduras de avispas y abejas son molestas, pero típicamente no son la gran cosa a menos que seas alérgica o ya hayas recibido múltiples picaduras anteriormente. En la mayoría de los casos, terminarás con un bulto rojo y un punto blanco en el centro. Si la picadura es de abeja, tienes que retirar el aguijón lo más pronto posible con unas pinzas para limitar una mayor exposición al veneno de ésta. En caso de que seas alérgica, será importante acudir a un médico rapidísimo, aunque la mayoría de las personas alérgicas usualmente cargan con un auto-inyector de epinefrina. En caso de que te picoteen más de 10 veces, podrías experimentar náusea, vómito, fiebre y vértigo por culpa del veneno, y será igual de importante buscar atención médica.

Sarna: La sarna es una infestación de parásitos. Las hembras usan tu piel para dejar huevos, lo cual físicamente parece como un acné horrible que da mucha comezón. Desafortunadamente la sarna se reproduce rapidísimo, así que es súper importante tratarla lo antes posible. Tu doctor tendrá que darte un tratamiento en la piel para matar los huevos y los parásitos. En cuanto a sarna, cabe mencionar que sólo puede transmitirse de humano a humano, así que no culpes a tu perro.

Mosquitos: Todos sufriremos de una que otra picadura de mosquito en la vida. Y aunque en la mayoría de los casos no son la gran cosa, los mosquitos cargan con una infinidad de enfermedades como el Zika y el Dengue. Si después de una picadura de mosquito empiezas a presentar síntomas raros, como fiebre, corre con el médico lo más pronto posible.

Garrapatas: Las garrapatas son parásitos horribles. Además son famosos por transmitir la enfermedad de Lyme, junto con otras enfermedades. Si te encuentras con una garrapata en tu ropa o sobre tu piel, retírala con unas pinzas lo antes posible y guárdala en un envase para mostrársela a tu doctor. Si se alimentó de ti, podría ser que te haya infectado con algo, y tu doc sabrá exactamente qué tratamiento darte.

 

 

Vía: Eme de Mujer

Déjanos un comentario