Prácticas sexuales para avivar la llama
Califica esta publicación

Los juegos sexuales en pareja se pueden considerar como una herramienta más para lograr que ambos disfruten plenamente del sexo, de una manera novedosa y divertida, con la finalidad de que la relación crezca aún más.

 

Para tener una intimidad mucho más placentera, te presentamos la siguiente sugerencia:

 

  1. De inicio, ambos se recuestan en la cama vestidos con pijama o su ropa normal. El juego se trata de adivinar qué es lo que la otra persona se quita debajo de las sábanas. Si acierta cada uno, le pide al otro cómo debe quitársela, de lo contrario, si se equivoca, debe quitarse lo que la otra persona le pida.

 

  1. Una vez que se encuentran ambos desnudos bajo la oscuridad de las sábanas, inicia el juego de las caricias. Recostados juntos, lado a lado (hombro a hombro), se trata de intentar acariciar a la pareja sin usar las manos. Cualquier contacto y parte del cuerpo serán el vehículo de la excitación, cuya guía solo puede ser el cambio de respiración de la otra persona, o un gemido de variada intensidad, según resulte la caricias.

 

  1. Si la temperatura se ha elevado y están dispuestos a seguir la fantasía, uno de los dos debe recostarse, mientras que su pareja le tapa con una sábana de seda o satín. La idea es hacerle experimentar las caricias y besos mediante la textura de la misma sábana, lo cual puede resultar muy excitante al sentirse la otra persona fuera de control y estimulada. Este juego encenderá sus sentidos.

 

  1. Ahora es momento de intentar algo nuevo, pero muy intenso. Hacer el amor con un extraño. Uno de los dos estará cubierto con la sábana, sin embargo ésta debe tener ciertos orificios según sus zonas erógenas o genitales.

 
Vía: http://www.revistadominical.com.ve/

Déjanos un comentario