Los diez tipos diferentes de orgasmos
Califica esta publicación

El orgasmo. Esquivo y huidizo. A una de cada tres mujeres le cuesta llegar a él. Ya sea por cuestiones físicas o puramente psicológicas, no todas las mujeres consiguen llegar con facilidad al orgasmo. No hay dos iguales, ni en intensidad ni en duración, ni siquiera en la misma persona.

Pero ¿sabías que hay más de un tipo de orgasmo? Casi todas sabemos que existe el orgasmo clitoriano y el vaginal (en realidad un reflejo del primero), pero hay muchos más, y no siempre circunscritos a la zona genital:

1) EL CLITORIANO

La zona más sensible de los genitales femeninos, precisamente por su fácil accesibilidad, y la forma más rápida de saber de primera mano qué es un orgasmo y cómo debemos estimularnos para obtenerlo.

2) EL VAGINAL o PUNTO G

El segundo tipo de orgasmo más común, pero más difícil de conseguir que a través de la estimulación del clítoris. Requiere unos 15 minutos de estímulo constante y directo para conseguirlo, por lo que requiere una dedicación y precisión absolutas.

3) EL MIXTO

Sí, lo has adivinado: es el orgasmo que se produce al unísono en clítoris y vagina. Si algunos de tus orgasmos notas que son mucho más intensos, probablemente estás experimentando un orgasmo mixto.

4) EL CERVICAL

Los orgasmos cervicales son el resultado de la estimulación directa del cuello uterino, que se encuentra al final de la vagina. Los orgasmos cervicales son raros, requieren tiempo y práctica, y solo pueden conseguirse con la estimulación con un vibrador o el pene, los únicos capaces de llegar tan profundamente. No te apures si no lo consigues, porque solo un 10% de las mujeres lo hace.

5) EL MÚLTIPLE

Tener al menos dos orgasmos en una sola relación sexual se entiende como multiorgasmo. La mala noticia es que no es fácil si la mujer no está muy excitada. La buena es que con paciencia todo se consigue (y algunas investigaciones sugieren que las posibilidades de tener multiorgasmos están en aumento, y que el 44 por ciento de las mujeres encuestadas afirmaron experimentarlos).

6) EL DE LOS PEZONES

La estimulación de los pezones libera oxitocina, lo que provoca excitación sexual en las mujeres, incluyendo contracciones del músculo vaginal y un aumento en el flujo sanguíneo a los genitales. Dependerá de los sensibles que los tengas, pero ya tienes un motivo más para juguetear con ellos.

7) EL MUSICAL

Sí, parece un chiste, pero determinadas frecuencias bajas provocan una estimulación en la espina dorsal. Esta onda física puede provocar escalofríos y estremecimiento de la piel. Determinadas canciones liberan dopamina en nuestro cerebro, que nos hace sentirnos bien.

8) EL MENTAL o MINDGASM

La sexóloga Emily Morse afirma que se puede llegar al orgasmo sin pareja, sin juguete sexual o incluso sin las manos. Combinando técnicas respiratorias profundas con pensamientos eróticos, más ejercicios de contracción del suelo pélvico (Kegel) se podría conseguir. Con dispositivos de fortalecimiento pélvico sería aún más fácil.

9) EL DE LOS SUEÑOS ERÓTICOS

¿Quién no se ha despertado con la sensación de haber tenido una relación sexual completa, pero en sueños? El Dr Alfred Kinsey, pionero en investigación sexual, descubrió que casi el 40% de las mujeres había experimentado al menos un sueño húmedo.

10) EL DE ENTRENAMIENTO

Algunas mujeres llegan al orgasmo mientras practican deporte (coregasm). “La mayoría de las personas que he experimentado dicen que no es tan intenso como los orgasmos sexuales,” dice el Dr. Carolyn DeLucia , ginecólogo. “Por lo general, sucede después de un entrenamiento cardio intenso, que acelera la frecuencia cardíaca y libera endorfinas, seguido de un entrenamiento de la zona abdominal inferior, que aumenta el flujo sanguíneo a la vagina, a veces causando un orgasmo suave”.

Con información de: Cosmopolitan http://www.cosmopolitan.es/sexo-amor/sexo/los-diez-tipos-diferentes-de-orgasmos

Déjanos un comentario