¿Has probado el Anilingus?
4 (80%) 1 vote

El anilingus es un tema bastante tabú, pero eso no significa que no sea una práctica muy placentera tanto para quien lo recibe como para quien lo da. Precauciones, tips y mejores posturas sexuales para lograrlo.

La estimulación oral del ano no es una práctica muy comentada porque es una parte del cuerpo que se la asocia con la suciedad. Sin embargo, hay quienes disfrutan de esta práctica ya que en el área externa del ano se encuentran muchísimas terminaciones nerviosas que, al estimularlas, producen sensaciones súper placenteras tanto para el hombre como para la mujer. Además, puede ser una manera muy profunda de expresar amor y aceptación hacia el otro, ya que el anilingus implica el disfrute de una parte del cuerpo que suele ser rechazada. Este nivel de aceptación mutua puede ser un poderoso factor de excitación para muchas parejas.

Eso sí, como cualquier otra práctica sexual oral, SIEMPRE debe practicarse con protección. Se puede usar un método de barrera, como una presa dental o un pedazo de látex para prevenir que se transmitan enfermedades o infecciones que tan fácilmente se propagan por vía anal. También puedes tomar un condón seco o un guante de látex y así crear una barrera casera. Si bien es cierto que hay parejas que practican el anilingus sin protección, es porque están en relaciones estables y monógamas, pero siempre existe el riesgo de que se transmitan bacterias digestivas, por lo que se recomienda una muy buena higiene de la zona, incluso utilizar enemas para eliminar todos los residuos.

Dicho esto, pasemos a lo más divertido; ¡los tips para practicar un anilingus memorable!

  • Tómalo con calma: masajea, besa, lame la espalda baja, los muslos, las caderas y las nalgas de quien recibe la estimulación oral-anal antes de llegar directamente al ano. Recuerda que la anticipación y un acercamiento lento aumentan el erotismo del acto.
  • Usa tus labios: besa el ano de tu pareja, así como la piel que lo rodea.
  • Usa la parte plana de tu lengua: presiónala contra la apertura anal de tu pareja.
  • Usa la punta de tu lengua: juego con ella alrededor del ano de tu pareja; penetra su ano levemente haciendo movimientos de bombeo y has circulitos con ella alrededor de la apertura anal.

¿Cuáles son las mejores posturas para practicarlo?

  • La posición del perrito: mientras quien recibe la estimulación oral asume la posición típica para recibir la penetración posterior, su pareja se arrodilla por detrás.
  • Parados y doblados: quien recibe se encuentra de pie y con el cuerpo doblado a la cintura, mientras que su pareja se arrodilla o se sienta por detrás.
  • Acostados boca arriba: quien recibe el placer oral se acuesta boca arriba y lleva sus rodillas contra el pecho, mientras que su pareja se echa boca abajo sobre la cama como si fuera a practicarle sexo oral vaginal, pero con la diferencia de que la estimulación se dará en el ano. Para que el acceso a esa zona sea más sencillo, es conveniente que la persona que recibe se coloque un almohadón debajo de la cadera para quedar en una posición más elevada y facilitar el trabajo a su pareja.
  • El 69: aunque el anilingus mutuo  requiere de mayor flexibilidad física, es una experiencia muy excitante para muchas parejas.

Antes de practicarlo, lo más conveniente es conversarlo para que nadie se sienta invadido íntimamente. El sólo hecho de poner el tema sobre la mesa los ayudará a profundizar la intimidad que comparten y conocerán hasta dónde el otro está dispuesto a llegar y experimentar sexualmente. Así podrán gozar más plenamente de los placeres sexuales que ambos disfrutan.

Cortesía de universoalessandra.com

Déjanos un comentario