Falta de libido: ¿por qué no quiero tener sexo?
Califica esta publicación

Qué le ocurre a las personas que dicen “no quiero tener sexo”, no siempre es culpa del cuerpo en ocasiones es algo mental.

De repente nos llegan preguntas sobre la libido: “¿por qué mi libido es tan bajo? ¿Cómo puedo aumentarlo?”. Pero nadie está hablando al respecto, dejando a muchas mujeres con diferentes dudas, y ningún sentido de solidaridad, ni respuesta alguna

Irónicamente, el culpable más popular detrás de la falta de libido es el estrés. Y aunque ciertamente disminuye el deseo, no es la única razón por la que el sexo no te interesa. Hay muchos factores detrás de la falta de libido; desde cambios hormonales, hasta una mala confianza. Sin mencionarque el libido puede cambiar con el tiempo.

 

¿Por qué no quiero tener sexo?

 

Resentimiento

Hay una razón por la que la mayoría te aconseja que no te vayas a la cama enojada. Guardar sentimientos de resentimiento o enojo puede bloquear tu conexión natural y deseo erótico. Es importante discutir problemas sin resolver y trabajarlos armoniosamente entre pareja.

 

Como sabes, el estrés es el principal culpable de la falta de libido. Cuando experimentas ansiedad o presión mental, nuestros cuerpos producen una hormona llamada cortisol, la cual es responsable de suprimir cualquier pensamiento erótico.

 

Alimentación

Si quieres sentirte sexy, checa lo que comes. Alimentos pesados y salados NO hacen nada por tus niveles de sensualidad, especialmente porque te harán sentir pesada, inflamada y ‘chubby’. Si quieres sentirte animada, opta por comer algo ligero que NO contenga carbohidratos refinados o azúcares. Además, si comes bien, tendrás más energía y confianza.

 

No tienes sexo

Aunque no lo creas, si no tienes ganas de sexo, es posible que no hayas tenido mucho sexo anteriormente. En otras palabras, es un círculo vicioso.

 

Entre más sexo tengas, más sexo vas a querer. Cuando dejas de tener relaciones, tu cuerpo verá la forma de adaptarse. Es como ir al gimnasio; al principio no quieres ir, pero siempre te sientes increíble después de terminar.

 

No te masturbas

Así como no tener sexo disminuye tu libido, lo mismo sucede con la masturbación. Otro círculo vicioso que debes evitar a toda costa.

La masturbación es una forma de darte amor. Te da el tiempo suficiente para reconectarte contigo mismo y lo que te excita. Estar en contacto con tu cuerpo puede ayudarte a estar en sintonía con tu cuerpo y deseo.

 

No hablas de sexo

Tu libido se verá afectado por tu miedo a hablar sobre el sexo y tu deseo. Debido a que no se habla abiertamente de la libido, está rodeado de mucho misterio. Esto provoca que las mujeres no hablen del tema, se guarden muchas dudas… y, a largo plazo, no disfruten de una sexualidad plena.

 

Cuando no hablamos de nuestras fantasías y deseos con nuestra pareja, terminamos guardando sentimientos negativos internos. Recuerda, la comunicación es clave en cualquier relación.

 

Con información de: Noticiaaldia http://noticiaaldia.com/2017/11/falta-apetito-sexual-por-que-no-quiero-sexo/

Déjanos un comentario