¿Por qué a veces tienes lagunas de memoria después de beber?
Califica esta publicación

La memoria se divide en dos: corto y largo plazo. Los recuerdos inmediatos son de corto plazo, pero nuestro cerebro elige cuáles guardar en la memoria a largo plazo. Cuando consumimos grandes cantidades de bebidas alcohólicas, la memoria a corto plazo no funciona de la misma manera que estando sobrio. Por tanto, el cerebro no procesa la información correctamente para llevarla a los recuerdos de largo plazo.

Las lagunas de memoria después de beber alcohol pueden ser en bloque o fragmentario. El primero, significa perder la memoria de esa noche por largo tiempo; mientras que en el segundo, es de forma intermitente. La diferencia entre ambas, es que en bloque no recuerdas nada, pero en la otra puedes recordar si te cuentan lo ocurrido. Sin importar el tipo, la ciencia dice que son provocadas por la misma razón.

 ¿Cómo ocurren?

Según estudios, esto ocurre porque el alcohol interfiere en los receptores del hipocampo, se bloquean las vías neuronales en el cerebro y no se comunican entre sí con normalidad. En pocas palabras, no somos capaces de crear nuevos recuerdos. No obstante, la memoria podría estar escondida en alguna parte del cerebro, y quizá vengan a la luz de repente.

El efecto del alcohol en nuestra memoria es igual que la amnesia anterógrada. Es decir, que podemos perfectamente recordar lo sucedido antes de comenzar a consumir y luego de ahí, hasta cierto punto. Comer antes ayuda a prevenir, o retardar la embriaguez. Pero si no comes, la sangre se intoxicará mucho más rápido. La razón de las lagunas mentales es porque el nivel de alcohol en la sangre llega a 0.15 % velozmente. Tomar lento pudiese evitar que al día siguiente tu mente esté en blanco.

No importa qué tan a menudo tomes, una laguna de memoria te puede pasar si la sangre se intoxica rápido. Cada vez que se interfiere en las funciones del cerebro, se está más propenso a tener un daño considerable en este órgano tan importante del cuerpo.

Y tú, ¿has tenido un “blackout”?

 

 

Vía: Supercurioso

Déjanos un comentario