El Origen del cáncer ¿Sábes la verdad?
5 (100%) 2 votes

El cáncer es el nombre común que recibe un conjunto de enfermedades relacionadas en las que se observa un proceso descontrolado en la división de las células del cuerpo. Puede comenzar de manera localizada y diseminarse a otros tejidos circundantes. En general conduce a la muerte del paciente si este no recibe tratamiento adecuado. Se conocen más de 200 tipos diferentes de cáncer. Los más comunes son: de pielpulmónmama y colorrectal.

El cáncer se menciona en documentos históricos muy antiguos, entre ellos papiros egipcios del año 1500 a. C. que hacen una descripción de la enfermedad. En el papiro de Edwin Smith aparece la primera descripción escrita de un cáncer. En éste se describen ocho casos de cáncer de mama, que son tratados con cauterización, aunque el escrito dice de la enfermedad que “no tenía tratamiento”.

Los egipcios diferenciaban los tumores malignos de los benignos, como dejaron asentado en diversos papiros que datan de los años 1500 y 1600 a. C.

origen del cancer
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

Primera descripción escrita de un cáncer, papiro de Edwin Smith

Hipocrates y el Cancer

Se cree que el médico Hipócrates fue el primero en utilizar el término carcinos. El uso por Hipócrates del término “carcinos” (relativo al cangrejo) se debe a que relacionó el crecimiento anormal con el cuerpo del cangrejo. El término cáncer proviene de la palabra griega karkinoma equivalente al latino cáncer.

El cáncer es el resultado de dos procesos sucesivos: la proliferación de un grupo de células, denominado tumor o neoplasia, y la capacidad invasiva que les permite colonizar y proliferar en otros tejidos u órganos, proceso conocido como metástasis.

Hipocrates y el cáncer
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

Hipócrates de Cos Médico de la Antigua Grecia

La malignidad del cáncer es variable, según la agresividad de sus células y demás características biológicas de cada tipo tumoral.

En general, el comportamiento de las células cancerosas se caracteriza por carecer del control reproductivo que requiere su función original, perdiendo sus características primitivas y adquiriendo otras que no les corresponden, como la capacidad de invadir de forma progresiva y por distintas vías a órganos próximos (metástasis), con crecimiento y división más allá de los límites normales del órgano, diseminándose por el organismo fundamentalmente a través del sistema linfático o el sistema circulatorio, y ocasionando el crecimiento de nuevos tumores en otras partes del cuerpo alejadas de la localización original.

Factores que pueden ocacionar la aparición del cancer:

Ciertos factores son capaces de originar cáncer en un porcentaje de los individuos expuestos a ellos. Entre éstos se encuentran la herencia; los productos químicos, las radiaciones ionizantes, las infecciones o virus y traumas.

Los investigadores estudian como estos diferentes factores pueden interactuar de una manera multifactorial y secuencial para producir tumores malignos.

El cáncer es, en esencia, un proceso genético. Las alteraciones genéticas pueden ser heredadas, o producidas en alguna célula por un virus o por una lesión provocada de manera externa.

1. Herencia

Se calcula que de un 5 a un 10% de los cánceres tienen un origen hereditario. Algunas formas de cáncer son más frecuentes en algunas familias: el cáncer de mama es un ejemplo de ello.

El cáncer de colon es más frecuente en las familias con tendencia a presentar pólipos de colon. Una forma de retinoblastoma sólo aparece cuando está ausente un gen específico. Estos genes; denominados genes supresores tumorales o anti-oncogenes, previenen en condiciones normales la replicación celular. Su ausencia elimina el control normal de la multiplicación celular.

En algunos trastornos hereditarios, los cromosomas tienen una fragilidad intrínseca; estos procesos conllevan un riesgo elevado de cáncer.

Herencias geneticas
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

Origen del cáncer y la Herencia genética

2. Sustancias Químicas

 El alquitrán de hulla y sus derivados se considera altamente cancerígenos. Sus vapores en algunas industrias (ej. Refinerías) se asocian con la elevada incidencia de cáncer del pulmón entre los trabajadores.
Hoy en día se sabe que el benzopireno, sustancia química presente en el carbón, provoca cáncer de la piel en personas cuyo trabajos tienen relación con la combustión del carbón.

El arsénico se asocia con cáncer del pulmón; pues los trabajadores de minas de cobre y cobalto; fundiciones y fábricas de insecticidas presentan una incidencia de este tipo de cáncer mayor de lo normal. En los trabajadores de las industrias relacionadas con el asbesto, la incidencia es de hasta 10 veces más que lo normal.

Una sustancia producida por el hongo Aspergillus flavus; llamada aflatoxina, y que contamina alimentos mal conservados; ocasiona cáncer de hígado en algunos animales. Se ha encontrado que en países donde la contaminación de alimentos por mohos es frecuente; la incidencia de cáncer del hígado y estómago es alta.

El cigarrillo es otro agente cancerígeno, se ha determinado que la muerte por cáncer del pulmón es 6 veces mayor entre fumadores que entre no fumadores. El cigarrillo es tan pernicioso debido a las sustancias que contiene; nicotina, ácidos y óxidos de carbono y alquitrán.

Cancer y el Aspergillus flavus
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

Gestión de aflatoxinas en maíz contaminado

El alcohol es también un importante promotor; su abuso crónico incrementa de manera importante el riesgo de cánceres que son inducidos por otros agentes.

3. Radiaciones:

Las radiaciones ionizantes; son uno de los factores causales más reconocidos. La radiación produce cambios en el ADN, como roturas o trasposiciones cromosómicas en las que los cabos rotos de dos cromosomas pueden intercambiarse.

La radiación actúa como un iniciador de la carcinogénesis, induciendo alteraciones que progresan hasta convertirse en cáncer después de un periodo de latencia de varios años.

Los rayos ultravioletas del sol y los rayos X aumentan la propensión a adquirir cáncer de la piel y leucemia. La excesiva exposición a los rayos solares, por parte de personas de piel blanca, aumenta el riesgo.

4. Infecciones o virus:

Existen cada vez más evidencias de que algunas infecciones pueden llegar a provocar cáncer y; en concreto; aquellas relacionadas con los cánceres de estómago, hígado, cérvix y con el sarcoma de Kaposi (un tipo especial de cáncer que aparece en enfermos de SIDA).

Se ha relacionado la bacteria Helicobacter pylori con el cáncer de estómago. Distintos estudios demuestran; que personas infectadas con esta bacteria tienen cuatro veces más probabilidad de desarrollar este tipo de cáncer.

Los virus; son la causa de muchos cánceres en animales. En el ser humano; el virus de Epstein-Barr se asocia con el linfoma de Burkitt y los linfoepiteliomas, el virus de la hepatitis con el hepatocarcinoma, y el virus herpes tipo II o virus del herpes genital con el carcinoma de cérvix.

Todos estos virus asociados a tumores humanos son del tipo ADN. El virus HTLV, sin embargo, es del tipo ARN, o retrovirus, como la mayor parte de los virus asociados a tumores en animales. Produce una leucemia humana.

En presencia de una enzima denominada transcriptasa inversa; induce a la célula infectada a producir copias en ADN de los genes del virus, que de esta manera se incorporan al genoma celular. Estos virus del tipo ARN contienen un gen denominado oncogén viral capaz de transformar las células normales en células malignas.

Distintas investigaciones han demostrado que los oncogenes virales tienen una contrapartida en las células humanas normales: es el proto-oncogén, u oncogén celular.

Los productos de los oncogenes (las proteínas que producen) son factores de crecimiento (o proteínas necesarias para la acción de tales factores de crecimiento), que estimulan el crecimiento de las células tumorales.

5. Traumas:

Se considera perjudicial la irritación mecánica producida sobre una porción de la piel; y la fricción ejercida sobre lunares. El cáncer de labio en los fumadores de pipa se asocia con la irritación crónica producida por la pipa sobre un grupo de células en el labio.

En la India, una alta incidencia de cáncer del abdomen y la ingle se relaciona con la vestimenta (una especie de guayuco) de uso muy generalizado.

Experimentos sobre aparición del cáncer

Por otra parte, una investigación conducida por un grupo de expertos; liderada por Charles Kauman, publicaron una investigación en la edición de enero 29 de 2016 en la revista Science, cuyos resultados han sido considerados como un gran paso en el entendimiento de esta enfermedad.

Zon y Kaufman lograron observar cómo una célula sana se convierte en melanoma; la forma más mortal de cáncer de piel. El experimento se hizo en pescados y mostró que antes de volverse cáncer, la célula sana regresó a su estado embrionario, una etapa en la cual puede convertirse en cualquier tipo de tejido del cuerpo.

En la medida en que empezó a dividirse, las mutaciones genéticas presentes tomaron el control de esta célula primitiva y la llevaron a crear un tumor masivo.

Células malignas
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

Célula sana convirtiéndose en melanoma

Los peces que sirvieron para el experimento fueron los cebra, que son transpartentes lo que permitió ver cómo desarrollaban melanoma sin tener que abrirlos o cortarlos. Todos los peces en el estudio tenían la mutación BRAF, que promueve la proliferación celular. Además se les había quitado el supresor de tumores P53, que actúa como un freno de ese crecimiento.

Anteriormente se había visto que a pesar de tener ese patrón de mutaciones muchas células normales no se convierten en cáncer. Eso se observó concretamente en lunares o verrugas que a pesar de que tuvieran dos de las más potentes mutaciones celulares características del melanoma, la BRAF o NRAS nunca llegaron a ser melanomas. Esto llevó a pensar a muchos expertos que tener mutaciones no era suficiente para desarrollar cáncer.

Para el experimento los científicos introdujeron genes BRAF y P53 en los melanocitos de los peces cebra, es decir en las células pigmentadas de la piel del animal.

Aunque esto era suficiente para que se llenaran de melanomas; los científicos notaron que los peces no desarrollaron cáncer. Cuando mucho se vio de uno a tres melanomas por pescado.

Al profundizar sobre este fenómeno; los científicos notaron que las células de piel que se volvieron cancerosas había activado un gen llamado crestin que solo se prende en la etapa embrionaria de la vida para producir células de la piel; de los huesos, de los dientes o del recubrimiento del cerebro. Pero una vez estas células madre se convierten en cualquiera de estos tejidos especializados el gen crestin se apaga.

Aparición del cancer
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+

Activación del gen crestin por etapas

Para poder ver mejor el proceso; los científicos marcaron con una tinta fluorescente cundo el gen crestin se activaba.

Y ahí fue eureka. “Cada vez que se iluminaba, esa célula se volvía cancerosa en 100 por ciento de las veces”, dijo a la gaceta de Harvard Leonard Zon. Las que no se iluminaron nunca se convirtieron en tumores.

Los investigadores explicaron que las células en este estado primitivo proliferan con mayor facilidad y son más hábiles para propagarse por el cuerpo porque ese es precisamente su función.

Zon y Kaufman creen que este estudio podría llevar a pruebas genéticas que permitan identificar cuáles lunares serian sospechosos de melanoma.

Por último el estudio también representará un nuevo modelo que explicaría cómo se forma el melanoma y posiblemente todos los demás tipos cáncer.

 ¡Si te agrado todo lo que viste y te sirvió de algo puedes compartir este artículo en tus redes sociales, seguro ayudaras a alguien que lo necesite!

Con algunos fragmentos de semana.com e historiaybiografias.com

 

 

 

Déjanos un comentario