Las 5 “reparaciones caseras” más absurdas ¡Y funcionan!
Califica esta publicación

¿A quién no se le ha malogrado el auto en el momento más inoportuno? En esos casos algunos recurrimos a todo nuestro ingenio para salir del apuro y solemos aplicar reparaciones caseras -muchas veces recomendadas por un amigo o leído en foros- que suenan inverosímiles y sobre todo poco eficaz. A pesar de todo eso, quienes se han atrevido a usarlos dan fe de que si funcionan. Por eso hemos querido hacer un listado con las más absurdas.

Clara de huevo para tapar la fuga del radiador. No, no es una broma. En algunos países de la región los conductores de autos recomiendan su aplicación y aseguran que si funciona, pero hacen la aclaración que debe usarse en caso de emergencia. Según explican, la clara al ser más espesa que el agua no fluye con la misma rapidez, esto da tiempo a que las altas temperaturas del radiador la cocinen sellando así el agujero.

Reparar las abolladuras con una secadora de pelo. Aunque suene irrisorio su explicación aparenta tener un “buen” sustento científico. Primero nos dicen que calentemos -con la secadora- la superficie por un minuto. Luego al reverso, exactamente donde está la abolladura, rociar una lata de aire comprimido por unos 10 minutos, se debe formar una especie de capa de hielo, dejar que se derrita. El cambio brusco de temperatura hará regresar a la lata a su posición original.

Usar el líquido de freno como anticongelante y viceversa. Moviste la cabeza en forma negativa al leerlo, nosotros hicimos lo mismo. Sin embargo, algunos foros especializados aseguran que si funciona. Esto se debe a que ambos fluidos comparten ciertos componentes químicos, como el glicol, que al mezclarse con agua sube su punto de ebullición y bajar el de congelación. Cierto o no, todos aseguran que solo debe hacerse el cambio en caso de ¡EMERGENCIAS!

Jabón para tapar la fuga de combustible. ¿Pensaste qué solo era útil a la hora de asearte? Ya ves que no. Si quieres salir de este apuro solo tienes que frotar el jabón contra el hueco del tanque. Ahora, al hacer contacto con la gasolina este se pone duro y funciona como una especie de tapón de emergencia. Dependiendo de la calidad y tipo jabón los resultados pueden variar. Un chicle también funciona aunque primero tendrás que mascarlo.

Usar tabaco como repelente de lluvia. Si por alguna buena razón -claro, solo para ti- tu auto no cuenta con limpiaparabrisas y para no perder visibilidad por efecto de la lluvia, lo que debes hacer es desarmar un cigarrillo, humedece el tabaco con tu saliva y frótalo contra tu parabrisas. Aunque parezca raro esto te servirá como repelente contra el agua ya que, el tabaco contiene alquitrán y al impregnarse en la luna se forma como una capa protectora.

 

 

Vía: Motorbit

Déjanos un comentario