Las 10 curiosidades sobre Steve Jobs que tal vez no conocias
5 (100%) 4 votes

Hace ya cinco años, concretamente el 5 de octubre de 2011, nos abandonó uno de los grandes iconos de nuestro siglo, Steve Jobs. Un genio que, de seguir vivo, hoy hubiera cumplido su 61 cumpleaños.

Existen muchas curiosidades sobre Steve Jobs, algunos lo idolatran y otros lo critican. Para algunos fue un visionario, para otros un mero “aprovechado del trabajo de otros” pero lo que está claro, y que nadie puede negar es que Steve Jobs fue todo un genio y un icono. El cofundador de la compañía de la manzana todavía sigue presente en el recuerdo popular, su llama sigue todavía viva y probablemente durante muchísimos más años

Fue el padre del primer ordenador personal (el Apple I) y fundador de Apple Computer fue, es y será una de las personas más influyentes dentro de la industria de la tecnología. A continuación te presentaremos 10 curiosidades sobre Steve Jobs que tal vez no habías conocido.

Las 10 curiosidades sobre Steve Jobs

1. Vendió un ordenador al rey Juan Carlos

La impresionante capacidad de Jobs para convencer a lade las virtudes de sus productos es bien conocida por todos. Como muestra, Steve fue capaz de venderle un ordenador NeXT al rey Juan Carlos tras una breve conversación en una feria de San Francisco. La anécdota resulta más curiosa si se tiene enque el NeXT, que aún no había llegado a los comercios, era un equipo concebido para uso científico, no personal.

La historia fue así. Ocurrió en una cena y baile de etiqueta organizada en San Francisco por Gordon y Ann Getty en honor al monarca. Don Juan Carlos le preguntó al multimillonario Ross Perot; a quién debía conocer y él le remitió directamente a Steve Jobs. Empezaron a hablar y mantuvieron lo que Perot definió como una una “electric conversation”. Al final, el Rey garabateó algo en una nota y se la entregó a Jobs. “‘¿Qué ha pasado?”, preguntó Perot, y Jobs respondió: “Le he vendido un ordenador”.

2. La comida favorita de Jobs: Las Manzanas

Una de las frases más celébres de Steve Jobs es aquella en la que reveló que era vegetariano y que su comida favorita eran las manzanas. De hecho, en el primer logo de Apple, de 1976, aparecía Isaac Newton sentado bajo un árbol de manzanas

Sus empleados tendían a esconder los envases de hamburguesas y patatas para evitar una bronca ‘nutricional’.

También fue muy sonada otra en la que reconocía que “probar LSD fue una de las dos o tres cosas más importantes que ha hecho en su vida”.

Incluso hay quienes le describen como “un adicto a las verduras verde oscuro como los espárragos y el brécol”.Padeció ciertos problemas de pigmentos en la piel (su piel se ponía anaranjada) debido a su obsesión por las zanahorias. Además, en sus memorias se dice que en 1977, segundo año de vida de Apple, no comió más que fruta.

3. Negó la paternidad a su primer Hijo

Poco después de salir prematuramente de la Universidad, Jobs dejó embarazada a su novia. Sin embargo, el fundador de Apple negó esta posibilidad durante años, alegando una supuesta esterilidad y obligando a su joven pareja a sacar adelante el bebé a base de ayudas sociales. Aunque obvió el tema durante años, Steve siempre supo que el hijo era suyo:

“No podía admitirlo, en realidad solo quería que ella abortase. Criar a un niño es algo muy duro y yo no estaba preparado. Pero la gente crece, madura, ya ahora soy un buen padre por momentos”, confesaría años después.

4. Una Compañía desde el Garaje

En 1975 fundó junto a Steve Wozniak Apple Computer Inc., que nació en la habitación de Jobs. Comenzaron armando ordenadores a mano en el garaje de sus padres. En pocos años el salto que dio aquella empresa fue gigantesco, y en 1983 Apple ya había entrado en el Fortune 500, ocupando el puesto 411, el ascenso más rápido de una compañía en la historia empresarial.

5. Jobs era adoptado

Uno de los grandes secretos de Steven Paul Jobs, como así se llamaba, nació el 24 de febrero de 1955 en San Francisco, hijo de Joanne Schieble —para entonces una estudiante de posgrado soltera— y Abdulfattah Jandali, un estudiante originario de Siria.

Fue entregado en adopción a Clara y Paul Jobs, quienes alentaron su afición por la electrónica.

6.Engañó a su socio y amigo Steve Wozniak.

Su primer trabajo conjunto fue en Atari para la creación del videojuego Breakout en 1976. La compañía le pagó a Jobs, como responsable del equipo, 5.000 dólares por el desarrollo. Sin embargo él engañó a Wozniak diciéndole que la empresa solo le había entregado 700. Finalmente ‘Woz’ solo recibió 350 dólares por su trabajo, mientras que Steve se quedó con los 4.650 restantes.

7. Su riqueza no vino de Apple

Steve Jobs ya era millonario, pero sólo se convirtió en multimillonario tras ser despedido de Apple.

En 1986 Jobs compró los estudios Pixar a George Lucas por 10 millones de dólares, y luego se los vendió a Disney por 7.6 billones. La imagen que aparecía en los primeros Macintosh era la de Tío Rico, el personaje de Disney

Con la salida a bolsa del estudio, que produjo mega-éxitos como “Toy Story”, Jobs pasó de los 1.000 millones de patrimonio dos años antes de volver a Apple.

8. Sin Jobs, no existiría el Gorilla Glass

El cristal Gorilla Glass es muy resistente a los arañazos y las roturas. Pero su fórmula se pasó 40 años en un cajón y sin Jobs seguramente nunca hubiera llegado al mercado.

El CEO de Apple no estaba satisfecho con la pantalla de plástico con la que se iba a dotar inicialmente el iPhone y buscaba una alternativa. Gracias a su enorme pedido de pantallas de Gorilla Glas para el primer iPhone, el fabricante por fin comenzó la producción en serie.

Hoy en día casi toda la competencia de Apple utiliza este mismo cristal que, desde entonces, se ha seguido

9. El Número de Empleado era el Cero

La primera junta directiva de Apple quería que todos los empleados tuvieran una insignia en la que figurara su nombre y un número según el orden en el que fueron contratados. Stephen Wozniak, cofundador de Apple, recibió el número 1 y Steve Jobs el 2.

Tras las quejas de Jobs por estar destrás de su compañero acabaron dándole el número 0 por estar justo antes del 1.

10. Siempre fue de uniforme a trabajar.

 Aunque Apple nunca ha requerido un tipo de vestimenta concreta para sus empleados, Steve siempre ha acudido al centro de trabajo con la misma ropa: una camiseta negra de cashmere, unos tejanos azules marca Levi Strauss y una zapatillas New Balance oscuras. Según declaró en una entrevista, Jobs poseía más de 100 reproducciones de cada prenda.

¡Si te ha gustado el articulo no dudes en compartirlo con tus amigos y familiares o déjanos un comentario!

Con fragmentos de: muyinteresante.es, computerhoy.com y pacmac.es

Déjanos un comentario