Este es el origen de los 12 signos zodiacales
Califica esta publicación

Te invito a investigar un poco más sobre el origen de los signos zodiacales, ya que en la siguiente entrega te daré algunos tips para la visualización creativa de sanación y de desbloqueo emocional a través de la creación de imágenes que parten del signo solar en la cual tienes conectarte con la fuerza y la energía instintiva de la figura arquetipal de tu signo zodiacal. Armonizarnos es conectarnos con el plan que dios ha diseñado para nosotros, por lo tanto siempre debemos agradecer al universo lo que hemos recibido y también lo que aún no ha llegado, pues reconocemos que la sabiduría universal sabe cuándo y cómo dar.

Recuerda regalar todos los días una sonrisa o una palabra amable, aunque no lo creas eso puede cambiar una vida o iluminarla aunque sea solo por un instante, no olvides nunca que la divinidad también vive en ti.

Aries: El origen de tu signo según narra la mitología griega es que, para salvar a dos niños de una malvada madrastra, Zeus envía a un Carnero alado con vello de oro, para que sobre su lomo los llevara al otro lado del mar y luego lo transformó en la constelación de Aries. Esta historia de cuenta de tu arquetipo: Valiente, audaz, decidida, enérgica y sobre todo luchadora por los más débiles.

Tauro: El origen de tu signo según narra la mitología griega es que Zeus, seducido por la belleza de Europa, una bella princesa fenicia, se transformó en un manso toro Blanco y cuando ésta se acercó a acariciarlo la raptó, luego lo transformó en la constelación de Tauro. De ahí que tu arquetipo se caracteriza por la sensualidad, la paciencia, la posesividad y la capacidad para concretar.

Géminis: El origen de tu signo según la mitología griega es que Zeus amó a la reina Leda, esposa de Tíndaro y de esa unión nacieron los gemelos Castor que era mortal, pues era hijo de Tíndaro, y Pullux, que era inmortal, pues era hijo de Zeus. Castor muere y Pullux pide morir también, así Zeus los transforma en la constelación de Géminis. Esto revela tu arquetipo dual, versátil e ingenioso.

Cáncer: El origen de tu signo según la mitología griega es que la celosa Hera en su persecución implacable contra Hércules, envío a un cangrejo gigante para matarlo, Hércules lo venció y Hera convirtió al cangrejo en la constelación de Cáncer para recordar que la función de una madre es proteger y nutrir y no dejarse llevar por los celos y la venganza. Tu arquetipo es el de la madre nutritiva y cuidadora.

Leo: El origen de tu signo según la mitología griega es que Hércules, en su primera tarea, mató con sus propias manos al temible león de Nemea, el cual había sido dotado de una piel invulnerable, con la cual Hércules se cubrió a partir de ahí. Zeus para celebrar la hazaña de su hijo convirtió al león en la constelación de Leo. Esto revela tu arquetipo poderoso, estratega y noble.

Virgo: El origen de tu signo según la mitología griega que Astrea, diosa de las leyes de la naturaleza, vivió en la Tierra durante la edad de oro, con la llegada de la edad del hierro los hombres desataron sus pasiones y vicios y Astrea, disgustada por la actitud de los mortales, se refugió bajo la constelación de Virgo. De ahí que tu arquetipo sea el de la Virgen, cuyo principio es la perfección. 

Libra: Narra la mitología griega que Temis, Diosa de la Justicia, hija de Urano y de Gaia, fue esposa de Zeus. Cuando Zeus desposó a Hera en segundas nupcias, Temis se convirtió en la sabia y equitativa consejera del dios, quien en su honor colocó una balanza bajo la constelación de Libra, de ahí que tu arquetipo sea el de la Igualdad, la conciliación, la imparcialidad y la justa relación entre el hombre y la mujer.

Escorpio: Narra la mitología que Orión enamorado de Artemisa, diosa lunar de la caza y la vida silvestre, osó perseguirla para poseerla; la diosa enfurecida le envió un escorpión gigante que al picarlo le causó la muerte, ambos fueron transformados en constelaciones y aparecen en el firmamento en lugares opuestos. Este mito da cuenta de tu arquetipo: extremo, apasionado e irascible.

Sagitario: Narra la mitología que el sabio centauro Quirón, médico y maestro de dioses y héroes, fue herido accidentalmente en el muslo por una flecha envenenada, su herida no sanaba y él por ser hijo de dioses era inmortal. Para mitigar su dolor se le concedió el don de la muerte y fue inmortalizado bajo la constelación de Sagitario. Tu arquetipo es el de visionario, protector y generoso.

Capricornio: Narra la mitología que Amaltea fue la nodriza que alimento a Zeus y lo protegió colgándolo de un árbol para que Cronos, su padre, no lo encontrara ni en el cielo, ni en la tierra. Zeus sin querer la hirió de muerte cuando jugaba con un rayo, para inmortalizarla la transformó en la constelación de Capricornio. Tu arquetipo es el de la lealtad, la discreción, la disciplina y la responsabilidad.

Acuario: La mitología cuenta que Ganímedes, héroe Troyano, era el más bello de los mortales, Zeus impactado por su belleza, decide llevarlo al Olimpo donde la asigna el rol de escanciar la ambrosía, que es el néctar que le concede a los dioses la invulnerabilidad. Zeus le concede la inmortalidad transformándolo en la constelación de Acuario. Tu arquetipo es el de el escanciador del conocimiento.

Piscis: La mitología cuenta que Afrodita, diosa del amor y su hijo Eros, huyendo de la persecución del monstruo Tifón llegaron a la orilla del Eufrates gracias al auxilio de dos peces y en agradecimiento fueron transformados en la constelación de Piscis. Esta historia nos muestra tu arquetipo, comprensivo, intuitivo, soñador y sobre todo de una gran capacidad de entrega y sacrificio.

 

Vía: http://www.inspirulina.com/

Déjanos un comentario